Pasear por la playa o andar en bici, o simplemente sentarse a descansar en una de sus incontables palapas frente al mar es solo un poco de todo lo que puedes disfrutar en «Vitória» la capital del estado de Espiritu Santo en Brasil