Un lugar en el que el pasado se funde con el presente, con un constante crecimiento que ha convertido a Seúl en el núcleo comercial del Asia nororiental