<a href=klaus_schrodt / Pixabay" >
 

PASEAR EN GÓNDOLA: UNO DE LOS [MUCHOS] PLACERES DE VENECIA

EN EL SIGLO 16 estas embarcaciones eran el medio de transporte para las tareas diarias de sus habitantes, especialmente los adinerados. Hoy son una de las maneras más románticas para contemplar la bella ciudad, atravesando los laberínticos canales de la Serenísima, en paseos de 40 minutos a partir de los 80 euros.

Los gondoleros emplean la fuerza de sus brazos para desplazar la esbelta embarcación; es un oficio que los padres heredan a sus hijos y que solo pueden ejercer los nacidos en Venecia. Uniformados de camiseta a rayas, se valen de un remo que les permite controlar dirección y velocidad. Eso sí, deben cuidar de lástimarse, agachándose cada que atraviesan los puentes, mientras sus románticos pasajeros se dan un beso para asegurar así amor eterno, según dicta la tradición.

ENMASCARADOS EN VENECIA

VENECIA: EL CARNAVAL

 

Theme developed by TouchSize - Premium WordPress Themes and Websites