¿Sabías que la propina no es la misma en todos los países? Incluso hay lugares que ven con malos ojos el agradecimiento. Conoce las diferencias antes de salir de viaje, para no caer en un error fatal.

  • En países ricos como el Reino Unido, las propinas en los restaurantes deben de ser entre un 10 y 15 por ciento; de hecho en algunos lugares ya viene incluida en la cuenta (ojo con eso). A pesar de que el taxi es muy caro, también se le debe dar una gratificación de hasta un 15 por ciento.
  • En España es diferente; la propina es eso, “una propina”, pero no es una obligación, lo mismo que en México, no hay nada escrito que la establezca.
  • En Estados Unidos, es obligado dejarla y va de un 10 a un 15 por ciento, ya sea en restaurantes y taxis. En los hoteles, se les debe dar a los maleteros un mínimo de 1 dólar por cada bulto que nos carguen.
  • Holanda aplica que los restaurantes y cafés carguen a la cuenta un adicional del 15 por ciento por concepto de “servicio”, pero siempre están esperando un redondeo o algo más.
  • Los griegos incluyen un 15 por ciento de propina en la cuenta, pero si se consideras que el servicio fue bueno, se acostumbra a dejar un extra de un 5 o 10 por ciento.
  • Si llegas a tener algún contratiempo de salud en Hungría, se dice que hasta los médicos esperan una propina además de sus honorarios.
  • No se puede decir que sea obligatorio, pero en Francia los taxistas exigen la propina, y si pides un taxi por teléfono, mejor no los hagas esperar porque además de que se enojan, el taxímetro sigue contando. En los restaurantes se acostumbra dejar un 10 por ciento extra, si consideramos que el servicio fue excelente, pero en la cuenta ya viene cargada.
  • En Oriente todo cambia; en China oficialmente está prohibido, pero los hoteles las aceptan con naturalidad, lo mismo los guías y conductores de autobuses en trayectos largos. Sin embargo, en Japón es visto como mala educación, así que ni se te ocurra.

¿Cuéntanos qué experiencias has tenido al dar una propina?