Quien camine por la Avenida 20 de noviembre, de la Ciudad de México, se llevará una sorpresa al pasar por los almacenes Palacio de Hierro, pues dos stormtroopers o soldados imperiales aguardan pacientemente para “atacar” a los terrícolas que osen pararse frente a ellos. Por supuesto que nadie pierde oportunidad de tomarse una selfie, pese a la amenaza del Imperio Galáctico.

La departamental suele vestir de navidad todos sus aparadores durante el último mes del año; sin embargo, en esta ocasión se unió a la euforia en torno a la nueva cinta de la saga y dedicó dos de sus vitrinas a presentar a sus personajes.

El otro aparador lo ocupa el gracioso BB8, que aunque no se mueve, provoca inevitablemente las sonrisas de chicos y grandes que han visto la película.5 4 2