La Antigua Guatemala es una ciudad que transporta a los tiempos de la Colonia  que aún  preserva el encanto del siglo 16, sobreviviendo a los obstáculos de la naturaleza, cerca del volcán de Agua.

La Antigua Guatemala atrae con su arquitectura renacentista de fachadas barrocas en las construcciones que quedaron en pie, y de lo que se puede apreciar en las ruinas de iglesias y conventos,  después de  los sismos que la azotaron duramente, en especial el devastador terremoto de Santa Marta en 1773, con escala de magnitud 7.5.  Fue entonces que el rey de España decretó que se trasladase Santiago de los Caballeros a otra zona que no fuera tan vulnerable a esos fenómenos;  así nació la Nueva Guatemala de la Asunción, capital actual del país, y se le llamó La Antigua Guatemala a la que una vez recibió el título de la ciudad más bella de las Indias.

01

Después del sismo se decretó que los habitantes debían abandonar el lugar; se desmantelaron edificios y templos para construir la Nueva Guatemala, incluyendo el traslado de la muy querida escultura de Jesús de Nazareno, de la iglesia de Nuestra Señora de las Mercedes. Pese a esto, los habitantes más arraigados a su tierra y sus costumbres decidieron quedarse.

Iglesia_San_Pedro_Antigua_Guatemala1Edificios y casas se fueron reconstruyendo lentamente, mientras que las ruinas quedaron intactas, dejando entrever lo que fue la majestuosidad del Convento de las Capuchinas, el Templo y Convento de Santa Clara, la Catedral y el Colegio de San Jerónimo, que están abiertas al público; otras no tienen acceso y sólo se pueden ver desde afuera, al pasear por las calles empedradas, repletas de turistas que llegan de todas partes del mundo,  para descubrir los misterios que guardan los vestigios, cerca del Volcán de Agua, de 3,760 metros sobre el nivel del mar.

El perfecto trazo de la ciudad te lleva fácilmente desde la Plaza Mayor con la Fuente de las Sirenas, al Palacio de los Capitanes Generales y el Palacio del Ayuntamiento, con sus clásicos portales. Más adelante nos encontramos al Arco de Santa Catalina, junto con las ruinas de su convento, la Iglesia de la Merced, las ruinas de la Compañía de Jesús y el Mercado de Artesanías.

02

Las casas con techos de teja y balcones en la esquina persisten por toda La Antigua Guatemala; algunas se han convertido en galerías de arte, tiendas de antigüedades o exclusivos hoteles boutique. Al internarse por calles más alejadas del centro,  se descubren grandes casonas que sirven de lugar de descanso a familias adineradas de la capital y el grato olor del café guatemalteco en algún expendio.

Convento-Las-Capuchinas-Antigua-Guatemala-foto-por-Javier-ElizardiLa modernidad apenas se percibe, las tradiciones siguen presentes en los habitantes de la que fue Santiago de los Caballeros,  los lugareños venden sus artesanías (Antigua es un buen lugar para comprar artículos de jade, pues la calidad del mineral es de las mejores del mundo) y ofrecen la cura para quitar penas y preocupaciones  intercalando el español con el maya; sus vestidos de colores llenan a una ciudad que estuvo a punto de morir y que hoy es Ciudad Monumento de AméricaPatrimonio Cultural de la Humanidad.

Te invito a que conozcas sus tradiciones y alfombras de aserrín en Semana Santa.

Antigua, Guatemala from irenaVision on Vimeo.